Visto en...

Evitar la eyaculación precoz

Como evitar la eyaculación precozDos de cada tres hombres han padecido problemas de eyaculación precoz al menos una vez en su vida. Para los más desafortunados, se trata de una disfunción con la cuál tienen que lidiar a diario, que al final acabo afectando a su vida personal y que suele desembocar en una ruptura de parejas.

Pero la eyaculación precoz es una dolencia que tiene casi siempre su origen en nuestras cabezas, por lo que también es posible encontrar una solución para ellos. En este sentido, en la entrada de hoy os vamos a mostrar unos consejos para evitar la eyaculación precoz.

Consejos para evitar la eyaculación precoz

La comunicación en pareja

Uno de los elementos fundamentales a la hora de controlar la eyaculación precoz es mantener una actitud de comunicación constante con tu pareja y tener una cierta confianza en ti mismo.

Aunque existen casos en los que este problema tiene un origen físico, en la mayoría la causa se encuentra en nuestra mente, así que, la desconfianza y la inseguridad son cosas que no nos podemos permitir.

No puedes pensar en que no vas a durar lo suficiente para satisfacer a tu pareja, ya que este tipo de pensamientos negativos no te van precisamente a ayudar.

La importancia de estar relajado

Si sufres problemas de eyaculación precoz, entonces será totalmente imprescindible que estés lo más relajado posible, ya que de lo contrario tus encuentros sexuales distarán mucho de ser placenteros.

Practica los consejos que te proponemos en esta entrada en un ambiente tranquilo, donde puedas estar relajado y sin ningún tipo de distracción de por medio. Si no se da el caso, lo mejor es que los pospongas para otro momento.
Haz click aquí para saber cómo superé mi eyaculación precoz de manera natural

Masturbase antes de penetrar

Para este consejo vas a necesitar la colaboración activa de tu pareja y te aseguramos que no te arrepentirás, ya que es a la vez eficaz y muy placentero. Una de las mejores maneras de evitar los problemas de eyaculación precoz la tenemos llegando al orgasmo durante los juegos preliminares a la penetración.

Una vez pasado el clímax debes descansar el tiempo que sea necesario, no más de unos minutos y comenzar a estimular el pene para conseguir una erección por segunda vez.

¿Por qué hacemos esto? Muy sencillo, al haber eyaculado previamente a la penetración, la segunda será mucho más retardada y si además has practicado algunos ejercicios pélvicos, te será mucho más fácil reconocerla y controlarla. los ejercicios para fortalecer el músculo pubococcigeo funcionan de forma parecida.

La penetración no lo es todo

Si llegas al orgasmo antes que tu pareja, esto no necesariamente quiere decir que el acto haya acabado para los dos. Hay muchas maneras de llegar al clímax sin necesidad de la penetración, de hecho, si les preguntamos a las chicas lo que prefieren, la mayoría te responderán que disfrutan más de los preliminares que del acto en sí.

Así que, si tienes problemas para aguantar, continúa estimulando a tu chica hasta que alcance el orgasmo, con masajes masturbatorios o mediante la realización del sexo oral. Intenta que tu frustración no arruine el sexo para ambos y normaliza la situación todo lo que puedas.

Recuerda que la solución está en tu cabeza, por lo que si hoy no lo consigues no pasa nada, haz todo lo posible para estar tranquilo y que te vaya mejor mañana.

 

Déjame tu comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies